Calmar las aftas con homeopatía

Durante los meses de más frío, el sistema inmunológico puede verse debilitado por la entrada de aire frío en el organismo a través de la nariz y de la boca. Por este motivo, los síntomas asociados a la cavidad bucal suelen ser los primeros en aparecer. Dolor de garganta, tos y en personas con cierta propensión pueden aparecer aftas (llagas blanquecinas que se sitúan en la parte posterior del labio y que tienden a ser recurrentes).

Las aftas recurrentes son un problema bastante frecuente entre la población general, de hecho se estima que del 40 al 60% de individuos ha presentado en algún momento de su vida un brote de aftas. Y en los niños es la forma más común de úlceras orales.(1)

Estas llagas son muy dolorosas y pueden tardar en desaparecer varios días, debido a que el estar en una zona húmeda tardan más en cicatrizar. Por este motivo, es importante mantener una serie de hábitos de higiene que ayuden a la cicatrización y a su desaparición definitiva.

En este sentido se recomienda, realizar enjuagues vocales con agua y sal, y también cepillar la zona con suavidad y varias veces al día.

También será conveniente tener cuidado con las comidas, pues las que sean muy duras o saladas incrementarán el dolor de las úlceras. Así, durante la convalecencia es recomendable tomar alimentos bajos en sal y que no necesiten mucha masticación o estén demasiado calientes.

Las infecciones víricas pueden ser el origen de estas llagas, pero existen factores genéticos, agentes químicos, déficit de micronutrientes, alérgenos alimentarios, y otros elementos que pueden explicar su aparición y el hecho de que lo hagan recurrentemente.

El tratamiento de las aftas que tienden a cronificarse se centra principalmente en curar las aftas y limitar su duración, pero también en calmar el dolor, procurar la correcta nutrición del paciente y prevenir las recurrencias o reducir su frecuencia.(2)

Es posible recurrir a la homeopatía para tratar las aftas y las irritaciones bucales con propiedades cicatrizantes, antiinflamatorias y antiinfecciosas. Hay medicamentos homeopáticos como Plantspray de Laboratorios Boiron, indicados para el dolor de garganta, aftas e irritaciones locales, que poseen una acción antiinfecciosa, cicatrizante y antiinflamatoria.

Plantspray es una solución para pulverización bucal de sabor agradable y se presenta en frasco pulverizador de 20ml. Su posología es de 1 ó 2 pulverizaciones de 3 a 6 veces al día, y se puede utilizar a partir de los 2 años de edad.

Plantspray no ha presentado efectos adversos relevantes asociados a su toma ni tampoco interacciones con otros medicamentos, por lo que se convierte en una opción eficaz para el cuidado de la garganta y la cavidad bucal de toda la familia durante esta época de invierno.

  1. Franco Falgás J., Patología Bucal, Pediatra Integral 2011; XIX (1): 13-20.
  2. Bascones-Martínez A. Figuero-Ruiz E.,Esparza-Gómez G.C., Úlceras Orales (Revisión) Med Clin (Barc.). 2015;125 (15):509-7;

Deja una respuesta