Recetas saludables: Paquetitos de cereza con queso brie

La primavera y los cerezos en flor, además de proporcionarnos una de las vistas más bonitas del año paseando por el Valle del Jerte, nos aportan un delicioso fruto que además de un intenso sabor se caracteriza por propiedades nutricionales destacables.

La cereza es el fruto del cerezo, árbol de la familia de las rosáceas que llega a alcanzar los 20 m de altura. No conocemos su origen geográfico con exactitud, pero se piensa que se extendió desde zonas circundantes a los mares Negro y Caspio hasta Europa y Asia. De esta forma se convirtió en uno de los frutales más apreciados por griegos y romanos, los cuales ya la utilizaban como remedio depurativo. En la actualidad se encuentra en numerosos países de clima templado en distintas regiones del mundo.

VARIEDADES

La cereza es un fruto cuyo color oscila del rojo claro al morado oscuro. Existen muchas variedades de cerezas, dependiendo del lugar de origen, tiempo de maduración, forma de floración, polinización…

Según su sabor:

  • Cerezas dulces: (Prunus avium).
  • Cerezas ácidas o guindas (Prunus cerasus).
  • Duke. Es un híbrido de las dulces y ácidas, que combina las mejores propiedades de ambas.

Según su comercialización:

  • Picotas o cerezas sin pedúnculo
  • Variedades con pedúnculo

Según el diámetro de la cereza se les llama: primera, extra o super-extra (de menor a mayor tamaño).

RECETA: Paquetitos de Cerezas con queso Brie

I N G R E D I E N T E S (para 3 paquetitos)

  • 3 láminas de pasta precocida para canelones
  • 8 cerezas
  • Queso brie (tres trozos 25g cada uno)
  • Vinagre de Módena (2 cucharadas soperas)
  • Aceite de oliva (3 cucharadas de postre)

Preparación:

  • Precalienta el horno a 160-180ºC.
  • Lava, deshuesa y corta un poco las 8 cerezas.
  • Introduce 5 cerezas en el vaso de una batidora, junto con 2 cucharadas de vinagre de módena.
  • Bate para emulsionar y colar, y reserva.
  • Introducimos en un recipiente con agua caliente las láminas de pasta, para que se ablanden, el tiempo que indique el fabricante.
  • Corta el queso brie en trocitos gruesos.
  • Preparamos el paquetito: Cogemos la lámina de pasta, ponemos encima el trocito de queso y los trocitos de cereza que hemos reservado. Doblamos con cuidado.
  • Pinta cada paquete con un aceite de oliva.
  • Introduce en el horno alrededor de 4 minutos o hasta que se vea que el queso está derretido.
  • Listo para poner en el plato, añade la vinagreta de cerezas.

Energía: 492 kcal.

Paquetitos de cerezas con queso brie: solo 492 Kcal

CONSERVACIÓN Y CONSUMO

Nutricionalmente la fruta fresca y sin procesar tiene mayor valor debido a la estabilidad de sus componentes.

El color de la cereza es un indicador de maduración y calidad tanto cuando se encuentra fresca como procesada. Cuando la cereza está madura, y tiene un color morado incluso negro, es de buena calidad.

PROPIEDADES

La cereza destaca por su intenso sabor. Junto con el plátano y las uvas es una de las frutas consumidas en España que aporta una mayor energía (58kcal/100g). En el caso de una ración de cerezas (120-200g o un cuenco), el valor energético es de 61,9-103 kcal.

Aunque hay quien piense que las cerezas tienen muchas calorías, teniendo en cuenta lo corta que es su temporada y el concentrado de antioxidantes que nos ofrece, no hay porqué privarse de sus beneficios, teniendo en cuenta el contenido de una ración.

Fuente de Nutrientes y otros compuestos

La cereza presenta un 85% de contenido en agua. Esta, junto con el resto de sus componentes, da lugar a una fruta de gran interés funcional.

En relación a los hidratos de carbono, predominan azúcares simples como la glucosa y la fructosa. Además es fuente de fibra tanto soluble como insoluble (pectina), proporcionando una función reguladora del tránsito intestinal y saciedad, además de un efecto laxante (contiene sorbitol).

Cerezas

Destaca la existencia de vitaminas y minerales. En mayor proporción nos encontramos con vitamina C, tiamina y provitamina A. Entre los minerales destaca el potasio, que junto con el alto contenido en agua de la cereza hacen que a este fruto se le reconozcan propiedades diuréticas. En menor proporción también se encuentran magnesio, hierro, fósforo y calcio, de forma que aunque no se encuentra entre las frutas que más minerales tiene, su acidez natural favorece la asimilación de estos.

Como otros frutos rojos, tiene sustacias protectoras y componentes bioactivos. Destaca la presencia de antocianidinas. Éstas proporcionan una actividad antioxidante y protectora de los vasos sanguíneos. Además contiene alcohol perílico, relacionado en muchos estudios con una actividad antitumoral.

Existen otros compuestos, llamados flavonoides, que regulan y controlan el dolor y la inflamación. Por este efecto podría considerarse un fruto antirreumatoide, ya que en medicina natural se la reconoce por calmar dolores inflamatorios, sobre todo en las articulaciones.

Resumiendo, a las cerezas se les ha atribuido distintas propiedades beneficiosas: actividad antioxidante que neutraliza radicales libres y el envejecimiento; diurética y depurativa ya que ayuda a eliminar líquidos; reducción de los niveles de ácido úrico; alcalinizante (útil en personas con reuma y artritis); prevención de enfermedades cardiovasculares; laxante…

Incluir fruta y verdura es fundamental para introducir nutrientes y compuestos beneficiosos en nuestro organismo. Qué mejor forma de hacerlo con una de las frutas más deliciosas de nuestra gastronomía.

Deja una respuesta